No le encontré un buen título


Es triste decirlo,

pero mi única compañera amorosa desde hace casi cuatro años ha sido la Soledad,

es triste porque no sabe de caricias, deseos, abrazos, de esas cosas que uno necesita en una relación,

se ha querido (sin lograrlo siquiera un poco) ver amainada por confabulaciones mentales amorosas,

esos enamoramientos, que no han sido pocos y que algunos no han sido cortos tampoco, que son como sueños,

sueños tontos que al ser unilaterales son más tristes y patéticos que la soledad en sí.

Pero aun con esa necesidad latente por resolver,

hay una zona de confort interesante que ha dado un poco de equilibrio a mi vida,

eso es un grupo de amistades que me han sacado a flote cual tronco en río

y que han procurado estar ahí aunque ni ellos mismos lo sepan.

Gracias.

Es hora de dar la vuelta a la página y buscar de nuevo.

 

Anuncios

Autor: hectorimbo

Buena pregunta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s