Reflexiones de esos cariños que parece que no pueden ser


 Hoy fue uno de esos días raros, no fue raro por supuesto que me la pasara todo el día pensando en ti, esa a es una costumbre, no sé si buena o mala, pero una costumbre que me recorre la espina dorsal y me da esos pequeños escalofríos que me ponen la piel de gallina. ¿Cómo es posible que yo no deje de pensar en ti y que a ti no se te ocurra pensar en mí?

Hoy estuve algo preocupado, había algunos asuntos familiares que ocupaban mi mente, tal vez estaba distraído y quise no parecerlo, pero al momento en que quise pasar más tiempo contigo, no pude, simplemente no pude, donde manda capitán no gobierna marinero y sin opciones de quedarme a tu lado, me quedé con el recuerdo de los segundos llenos de luz que he pasado a tu lado.

Hoy mi corazón se acuesta solo y triste, pienso en ti cada segundo, pero no te tengo y que me gano teniendo tu recuerdo, que me gano imaginándome tu sonrisa, que me gano soñando con tus ojos, no tengo nada en las manos, no tengo nada para abrazar, el destino se divierte jugando conmigo y yo no puedo dejar de amarte ni por un segundo.

Hoy me doy cuenta de que mi cariño no puede ser y aunque tenga la certeza de que no te podré sacar de mi cabeza y que tendré que cargar con este mal de amores hasta la tumba, aun así se que hay un terreno que podemos compartir y mientras estemos ahí, juntitos tu y yo, podré ser un poco feliz, de poderte amar aunque tú no me puedas amar a mí.

Anuncios

Autor: hectorimbo

Buena pregunta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s